Conflicto : Ex soldados de Malvinas construyen un refugio de ladrillos en plena Plaza de Mayo

Desde hace 7 años, mantienen el acampe más largo de la historia. Hoy llevaron larrillos y cemento y empezaron la construcción.
Ex soldados de Malvinas construyen un refugio de ladrillos en plena Plaza de Mayo
Al mediodía con la Policía, tuvieron que suspenderla tras una orden judicial. Reclaman al Gobierno ser reconocidos como veteranos de guerra. 
Lleva más de siete años y es el acampe más largo de la historia en la Ciudad. Lo realiza un grupo de ex combatientes de la guerra de Malvinas, que reclaman ser reconocidos como tales por el Gobierno nacional. Y esta mañana comenzaron a constuir un refugio de ladrillos y cemento nada menos que en plena Plaza de Mayo, para hacer oír su reclamo.
Durante todos estos años, los ex combatientes tuvieron armadas carpas en el lugar, pero según dijeron esta mañana, se cansaron de que los ignoren. "Ahora construimos un lugar que al menos sea un poco digno, para poder estar acá, donde estamos apenas con una carpa muy incómoda", dijo Luis Giannini esta mañana.
"Si nos van a dejar morir acá, por lo menos lo vamos a hacer bajo un techo, que sea un lugar digno para nosotros, donde podamos dormir o refugiarnos de la lluvia o el calor de una forma humana", explicó otro de los representantes de la protesta, Tulio Traboschi.
El acampe comenzó siendo simplemente una reunión con banderas, pancartas y consignas. Se trata de un grupo de soldados que entre sus 18 y 20 años fueron movilizados al Sur a la zona continental, pero no estuvieron en las Islas, y no figuran en el padrón de veteranos. Y ahora reclaman ese reconocimiento, que implica recibir pensiones y beneficios.
Esta mañana llegaron con una camioneta con bolsas de cemento y ladrillos, y comenzaron a cavar en la tierra para colocar las bases de su construcción. Luego empezaron a constuir muros con ladrillos huecos y cemento.
"Reclamamos al Estado nacional que haga un padrón de todos los que participaron del conflicto del Atlántico Sur, pero que no fueron reconocidos como tales", dijeron los manifestantes. Y agregaron: "Es indigno que nos tengan tirados acá desde hace siete años".
El arranque de la consturcción planteaba esta mañana un panorma confuso respecto de quién debe tomar intervención en el asunto. Por un lado, el reclamo es hacia el Gobierno nacional. Pero la Plaza de Mayo forma parte del espacio público de la Ciudad, con lo cual debería intervenir la Justicia porteña.
Al mismo tiempo, la Plaza es Monumento Histórico Nacional y es custodiada por la Policía Federal. Poco antes del mediodía llegó hasta el lugar media docena de efectivos de esa fuerza que hablaron con los manifestantes y les mostraron una orden judicial para el "cese pacífico" de la construcción. Según confirmó el fiscal general de la Ciudad, Martín Ocampo, la orden fue emitida por la fiscal Claudia Barcia, quien comenzó a intervenir de oficio. "Además de pedir el desalojo, la fiscal pidió a la Federal identificar a los responsables de la construcción que podría encuadrarse como ocupación o usurpación del espacio público". Los ex combatientes suspendieron por el momento los avances de la obra, cuando los muros llegaban al metro de altura.
Respecto de esa situación, desde el Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, el jefe de Gobierno electo y actual jefe de Gabinete,rechazó que la Policía Metropolitana tenga que intervenirpara desalojar la Plaza, dada su cercanía a la Casa Rosada.
"La Plaza de Mayo es de la Ciudad, pero la seguridad (en esa zona) es de la Policía Federal", afirmó Larreta, en declaraciones al canal América. Y agregó que "hay un tema de seguridad presidencial, que es manejada por la Policía Federal. Ellos son quienes tienen que sacarlos".

ESPACIO PUBLICITARIO